Be Jeva

Del plan a la acción con tu vision board

Hola Jevas,

Llegó la época en dónde comenzamos a soñar con metas y añoramos que llegue el tan esperado año nuevo. Bueno y es que sé que esta temporada nos trae a muchas una mezcla de sentimientos. Debo reconocer que personalmente comienzo con un proceso de introspección hacía como actué y trabajé mis objetivos a través del año. Aunque he escrito mis metas u objetivos al próximo año, he ido mejorando el proceso más importante- ¡la acción! Las herramientas que necesito para llevar del sueño a la acción mis planes. Hoy quiero compartir contigo qué me ha funcionado por los últimos años (sigo perfeccionándolo), también mi plan para este último mes y ¿cómo podemos crear nuestro Vision Board (Tablero de Sueños)?.

¿Qué es un Vision Board?

Comencemos con básico, de qué trata. Te adelanto que si eres una chica súper visual, ¡te encantará! Un Vision Board no es más allá que tu plan de metas/objetivos traducido en fotos o frases. Todo esto unido en un tablero que puedas colocar en un área visible ya sea en tu casa u oficina. Esto actúa como el recordatorio de tu plan, es el ¡hey no te quites! a mitad de año. Por qué lo digo, pues cuando leemos una frase, vemos una imagen todos los días tu mente y subconsciente comienza a trabajar para esto. Tu mente te dará señales y tú corazón te guiará para lo que debes mantenerte trabajando. El Vision Board organiza tus ideas para que lo transformes en ¡un plan de acción!

Ejemplo de un Vision Board, por Sarah Herrington

Consejos para posicionarte al éxito:

Por los últimos años me ha funcionado varias palabras claves, de las cuales se han convertido en mi ritual para el éxito. No hay manera de que deje de hacer alguna de estas actividades.

Primero: No perder el ánimo. Se dice fácil, pero no lo es…lo sé. Pero cuidar de tú estabilidad emocional es esencial para que todo lo demás funcione.

Siempre habrán días en los que la motivación es cero menos cero. Sin embargo, el ir conociendo mis emociones me han permitido establecer límites para que los momentos de “no motivación” que tanto daño nos hacen, sean los menos en el año. Tu salud emocional es clave para el éxito y reconocerte es fundamental.

Segundo: ¡Siempre estudiante! Nunca dejemos de aprender. Las rutinas de vida muchas veces nos hacen vivir en modo automático. ¿Recuerdas cuando eras adolescente y siempre querías saber el porqué de las cosas? Pues si te mantienes aprendiendo, leyendo y consumiendo información nueva cada vez que puedas, estimulas tu creatividad y otros sentidos en tu cerebro. Nútrete de información, siempre.

Tercero: Ordena u organiza tus prioridades. Una vez tengas claro tus propósitos el mantener el orden de las acciones será clave para que tengas resultados. Sean malos o buenos, los resultados significan que estás en constante movimiento y esto amigas es fundamental para que no se enfríe el plan.

Hay quienes utilizan agendas, yo anoto todo en mi celular- siempre lo tengo conmigo. Pero tener el orden de tus objetivos te ayudará a monitorear cuanto tiempo llevas o cuanto tiempo más necesitas.

Cuarto: Adáptate. Podemos tener el plan perfecto pero siempre ocurre algo en el camino y modifica la ruta trazada. ¡Hello! Que esto no sea un motivo para el desanimo. Tenemos que tener en cuenta que esto es normal que ocurra. Así como es normal que de momento nos frustremos, pero ¿cuan alerta estás de que debes adaptarte? Mientras planificas, piensa en los “plan b” y si no lo tenías escrito- no hay pánico. Improvisa, sigue y adáptate. Tú misma date la palmadita en la espalda y ten una conversación con misma y repite: ¡esto no me desenfocará del plan!

Quinto: Gánale al “lo dejo para después”. El procrastinar nos afecta tanto y nos aleja demasiado de la meta. Debo reconocer que con los años he entendido muchísimo este punto. Pues vemos que nuestros sueños se hacen mas largos, pero no nos damos cuenta que somos nosotras mismas quienes saboteamos el plan. Creo que la mayor parte del tiempo perdido es en el famoso scrolling en Facebook o Instagram. Invierte menos tiempo poniéndote al día con lo que ha pasado nuevo tu newsfeed. Establece límites de horas para utilizar tus aplicaciones. Maximiza cada momento, pero para de dejarlo todo para después.

Mi plan para los últimos 31 días del año

Ya te adelanté varios hints (pistas). Me refiero a que estando en la recta final del año comienzo esa auto-evaluación de misma. Este año fue uno de improvisación, pues el plan cambió varias veces. ¿Qué no me detuvo? Mi propio pep- talk de motivación. Empiezo a regañarme, entender mis emociones- y me ayuda a hacer grounding de donde estoy o cómo me siento.

  • Quiero comenzar a subir mis propios límites en el 2020. Tengo el potencial para grandes proyectos (estoy internalizandolo). Así que para esto siguiendo el consejo ¡SIEMPRE ESTUDIANTE!, hice una búsqueda para tomar algún taller que me capacite en elevar estas metas. Un taller con profesionales que ya han alcanzado muchísimo éxito en su vida. Con esto les cuento que encontré el taller online Juntas de Maestra Mind, Natalia Villarejo quien reunió 8 profesionales en distintas áreas de la vida para alinear el plan. Desde el plan de presupuesto, meditación, organización, maquillaje y hasta recibiré mi propio forecast astrológico. ¿Para mi qué significa? Me estoy comprometiendo al éxito. Si quieren saber de qué trata para que podamos tomarlo juntas el próximo sábado, 14 de diciembre puedes entrar aquí http://bit.ly/2LqpbdB.

  • Ya comencé a hacer un inventario de lo que se quedó pendiente por alcanzar. Aprendí a ser más realista y objetiva. Esto significa que hay cosas que pasarán a este año pero otras se quedarán con el 2019 pues me percaté que las coloqué en mi tablero de visión por pura emoción.

Vision Board: ¿Cómo hacerlo?

Ya hablamos de qué trataba un Vision Board. Ahora vamos a crear el nuevo tablero para el 2020. Esta visualización puedes realizarla por diferentes segmentos de tu vida. Ejemplo: profesional, emocional, salud física o económica entre otros. También puedes hacer uno con todas estás áreas divididas o balanceadas. Debes tener contigo alguna cartulina o tablero, revistas o fotos, imágenes, tijeras y pega.

Comienza por identificar tus sueños, esos por los que tu corazón se acelera muchísimo. Utiliza las fotos para cortar y pegar a la cartulina o crea tus fotos. Si quieres elevar aún más tu visualización tómate fotos con eso que estás soñando. Ejemplo: un carro nuevo. Ve a un dealer y regálate un selfie en el.

Utilizando la aplicación Over diseñé uno básico que recoge algunas de mis visualizaciones para el 2020. Aquí un ejemplo:

Definitivamente en este ejemplo faltan muchas fotos más. Pero teniendo esta idea puedes imaginar tu tablero. El diseño debe reflejar quien eres, que día a día al verlo lo ames más tu objetivo.

En fin, para arrancar con fuerzas pero sobre todo desde la acción hace falta planificación, determinación y apoyo de quienes te rodean. Si ya estas decidida a hacer cambios reales en tu vida, rodéate de quienes quieran igual hacerlo contigo. Toma como ensayo estos días, empieza el brainstorming y evalúa tu caja imaginaria de herramientas. ¿Visualizas todo lo que necesitas? Si la respuesta es no, tranquila, JUNTAS podemos alcanzarlo. Acompáñame en esta travesía hacia el éxito del 2020.

Un abrazo gigante,

Steph 💋

0 comments on “Del plan a la acción con tu vision board

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: